2013 conferencia Inversor Global Sheraton Colonia Resort Uruguay


¿Tenés una buena idea?

Esta mañana, desde el puerto de Colonia.



Estimado lector,

Estoy a punto de salir desde el puerto de Colonia. De vuelta a Buenos Aires, otra vez rumbo a la misma ciudad que mi abuelo eligió como destino cuando tuvo que abandonar Austria en plena Guerra. Él tenía mucho menos equipaje (a pesar de que yo vuelvo a casa y él tenía que construir su propio hogar). Pero la disponibilidad de ropa limpia y una familia que me espera no es la única ventaja que tengo respecto de mi abuelo.

Desde que terminó la Conferencia “Invertir en el medio de la crisis: huir o combatir” que tengo una pensamiento dándome vueltas por la cabeza. Una idea que Sebastián Ortega plantó en mi mente durante su exposición, y luego regó en el taller que dio el sábado a la tarde:

“Nuestra generación tiene una oportunidad única en la historia. Sin necesidad de dar un solo paso, cualquiera de nosotros puede construir su propio imperio personal”.

Pensalo. Sin pedirle permiso a nadie, desde tu escritorio y con sólo hacer unos clics en el mouse podes tener a cientos de personas trabajando para vos. Literalmente hablando, podés tener personas de distintos lugares del mundo trabajando para-que-vos-hagas-dinero.

Mi abuelo Ilan llegó de Viena después de 41 días de viaje. El día 42, el primero que pasó en la Argentina, no descansó ni un poco. Se cambió su nombre (del raro Ilan al común Marcelo) y dio vueltas por la ciudad visitando a las personas que él creía que lo podrían ayudar a poner su negocio. (Era orfebre y, según dicen, era muy bueno en lo que hacía). Después de una década de trabajo su negocio empezó a ser reconocido a nivel nacional. Le costó diez años de trabajo intenso empezar a hacer dinero, a pesar de tener un talento extraordinario y de haber trabajado casi todos los días desde 1943 a 1953.

Sigo pensando en las palabras de Sebastián Ortega y no puedo dejar de notar el contraste entre una época y otra. Pasaron 70 años. Justo siete décadas entre la llegada de Ilan y mi vuelta a Buenos Aires. En todo ese tiempo los argentinos vimos desfilar distintas posturas políticas y las más diversas vedettes ideológicas. Sufrimos recortes, tiramos manteca al techo y, hay que decirlo, también vimos compatriotas comiendo del tacho de la basura.

Sin embargo, y a pesar de las políticas locales, vivimos en una época dorada para el emprendedor. Internet nos da una posibilidad única. Una posibilidad que ninguno de nuestros abuelos hubiese dejado escapar. Nos da la chance de ser nuestros propios jefes… Y no hace falta ser millonario (ni siquiera hay que tener un talento o una idea única) para ser parte de las empresas que nos dan réditos económicos cuasi-instantáneos, empresas que en dos o tres años nos pueden hacer ganar miles y miles de dólares. (Estoy tentado a decir “millones”, pero no quiero sonar demasiado provocador).

No hace falta mucho dinero, no hace falta dedicarle tiempo, no hace falta volverse loco pensando una idea nueva…Lo que si se necesita es:

INFORMACIÓN.

Es decir, saber qué empresas tienen más potencial. Adquirir el “ojo entrenado”, el conocimiento que te permite detectar una empresa que está a punto de hacer miles de millones de dólares en cuestión de uno o dos años.

Pero no nos engañemos. Para detectar el próximo google, el nuevo youtube, el Apple de la década que viene… se necesita de experiencia en el rubro. Así como hay gente que tiene el ojo entrenado como para descubrir jugadores de futbol excepcionales o cantantes famosos cuando son niños, hay una persona que sabe detectar empresas exitosas cuando aún son pequeños proyectos.

Su nombre es Sebastián Ortega y es argentino. Es Licenciado en Informática y Analista en Computación por la Universidad Nacional de La Plata. También es el director de diversas start-up (empresas con alto potencial de crecimiento) y el fundador del Club de Inversores Ángeles, uno de los principales grupos de inversores de la Argentina.

Pero lo más importante es que es un motivador y un educador único que el sábado 7 de septiembre de 2013, dio cátedra… Para todos los presentes en el hotel Sheraton de Colonia ofreció los puntos más importantes de su estrategia para detectar start-up exitosas.

En la conferencia llamada “Inversiones en Start-ups: de mendigos a millonarios”, resumió todo lo que se necesita tener en cuenta para divisar una empresa que está a punto de ser millonaria.

Si ya tenés una buena idea, la exposición de Sebastián Ortega te va a ayudar a concretarla. Si por el contrario creés que no tenés una idea única para desarrollar un negocio, esta charla te puede ayudar a pensarla, a generar esa idea que te permita dar el primer paso… Como sea, tenés que escuchar esta exposición.

Pero no sólo porque vas a escuchar y ver a Sebastián Ortega y sus recomendaciones sobre start-ups, sino también porque haciendo clic acá ahora mismo, podés asegurarte el acceso a todos los videos y/o audios de la Conferencia InversorGlobal 2013.

Esto incluye la presentación de Gustavo Neffa sobre cómo protegerse de las monedas centrales y la exposición de Chris Mayer y Robert Marstrand acerca de “La mejor inversión para los próximos cinco años” traducida al castellano. También la que dio Orlando Ferreres sobre la situación actual argentina.

Pero tus posibilidades no terminan ahí…

Haciendo clic acá también podés elegir recibir en tu casa una copia del libro “El fin de la Argentina”, escrito por el director de InversorGlobal Federico Tessore.

En este libro Federico no sólo nos cuenta cómo pudo adelantarse a las restricciones económicas que limitan las inversiones a nivel nacional, sino que además ofrece soluciones para que cumplamos nuestros sueños financieros en un país de crisis constante.

El autor nos acerca cuatro pasos concretos para salvar nuestro patrimonio, a través de una visión que rompe con el pensamiento políticamente correcto y traza un nuevo rumbo acerca del manejo de las finanzas personales.

Este es el último día de venta directa, lo que significa que podés acceder a un 50% de descuento sobre el precio de lista.

Si no aprovechás esta época dorada para el inversor es porque hoy te decidiste a no ver y escuchar los videos de esta conferencia, o dejaste pasar esta oportunidad de conseguir “El fin de la Argentina” en precio de preventa.


reservar mi lugar ahora

Atte,

Pablo Strudembaker

P.D: Ya sea porque tenés una buena idea y querés formar tu propia start-up, o simplemente porque querés hacer mucha plata en poco tiempo sumándote a la idea de otro… vivimos en una década única gracias a Internet y a la comunicación en tiempo real. Una época dorada para hacer plata en la Argentina.